"Lo más importante es ver feliz a la gente que nos visita; logrando algo inigualable como es una sonrisa acompañada de una buena taza de café y aún mejor, del olor a pan recién horneado que te invita a pasar y te recibe con una enorme abrazo a la vida."